#Covid19: No corro no grito no empujo.

Ante la inminente dispersión comunitaria del #covid19 en #México, al extenderse los contagios locales con la probabilidad de que tú, un familiar o contacto cerca lo esté, acerco este «No corro no grito no empujo» para #reaccionar asertivamente.
1. Prevención.
2. Síntomas.
3. Atención médica.
4. Soporte social.

Prevención

  • Evita lugares concurridos y cerrados.
  • Higieniza tus manos con agua y jabón, o desinfectante con 70% alcohol.
  • No te lleves las manos a la cara.
  • Evita tocar superficies expuestas a tránsito público.
  • Evita contacto con personas que estén o se vean enfermas.
  • Quédate en casa si estás enfermo; si es de vías respiratorias usa cubreboca.
  • Limpia y desinfecta al menos 2 veces diarias las superficies que se tocan frecuentemente. Opción para desinfectar: 5 cucharas de cloro en 4 lts de agua (evita recetas complejas que puedan ser nocivas).

A la par de las medidas de higiene y reducción de exposición, no olvides las que robustecen el sistema #inmune:
– buena alimentación (cítricos, zanahoria, frijoles aportan un plus).
– activación física.
– descanso.
– ¡reducir estrés! La ansiedad y angustia debilitan nuestras defensas.

Síntomas

#Covid19 es una preponderantemente una enfermedad de vías respiratorias, y por la temporada comparte síntomas con gripas, catarros o influenza. La imagen es una tabla diferenciadora:

La aparición de síntomas sigue generalmente este desarrollo:

Cuando el virus ingresa por ojos, boca o nariz se sujeta a mucosa del fondo de nariz o garganta y comienza a multiplicarse. Tras incubar (desde 1 hasta 14 días) y ser detectado, el cuerpo produce una respuesta inflamatoria, de ahí que los primeros síntomas sean dolor de garganta y/o nariz tapada.

En su avance a los conductos bronquiales produce inflamación en sus mucosas, causando irritación y el síntoma de tos seca. A más invasión, más respuesta del cuerpo con otro síntoma: la fiebre, considerada a partir de 37.5°C, Importante contar con termómetro para un dato preciso. 

Si tenemos buenas defensas detendrán el avance del virus mediante anticuerpos que lo neutralizan. Este panorama es el que pasará hasta 80% de los casos según la OMS. La preocupación recae sobre grupos vulnerables, pues de seguir avanzando el coronavirus llega a los pulmones, provocando neumonía. con su cascada de síntomas: falta de aire, debilidad, dolor en el pecho…

¿Por qué importa comprender los síntomas?

1) no caer en pánico ante el primero de ellos;
2) dar prioridad a fortalecer el sistema inmune;
3) ser conscientes que #covid19 seguramente no nos afecte, pero podríamos acercarlo a quienes sí (adultos mayores, personas inmunodeprimidas).

Atención médica

Es importantes tener en cuenta dos premisas:

I) No hay ni habrá pruebas de #covid19 para todos. Estarán reservadas (aquí, en Estados Unidos, España, Italia, etc,) a los casos que manifiesten mayor gravedad de síntomas. Lo más a la mano serán las que confirmen neumonías (radiografía de tórax y diagnóstico médico). De ahí por qué urge evitar exponernos al contagio, y claro, no diseminar el contagio.

II) Hasta hoy no hay cura o tratamiento contra #covid19. Las medidas que se están tomando en todo el mundo se denominan «terapia de mantenimiento»: medicamento contra neumonía (menos del 20% de los contagios) y en caso necesario ( menos del 5%) internamiento y ventilador mecánico para sustituir el trabajo pulmonar, afectado por el debilitamiento pulmonar.

Estadísticas estiman que en México entre sector público y privado hay cerca de 3 mil respiradores mecánicos. Esa sería la real capacidad de atención simultánea de pacientes en nuestro país: 3 mil pacientes en condiciones graves que equivaldría a 100 mil contagios. Lo expreso en números para acentuar la importancia de excluirnos de la cifra, a nosotros y nuestro círculo cercano, mediante la prevención.

Lo que sí debemos #anticipar:

-A qué servicio de apoyo recurrir en caso de presentar los síntomas.
-Al presentarlos inmediatamente reducir contactos, sobre todo con personas vulnerables.
No peregrinar por centros de salud, ante la latente posibilidad de esparcir más el virus.

#Recurrir no equivale a acudir físicamente. La Secretaría de Salud lanzó el 800 004 4800, pero recomendaría primer usar los centros de atención estatales y municipales. Los números de atención estatal los puedes encontrar en https://coronavirus.gob.mx/contacto/. Para #CDMX la atención es vía sms al 51515, #NuevoLeón 8183610058 y 95, #Jalisco 3338233220.

Concluyendo este apartado:

A) Sólo 2 de cada 10 casos de #covid19 ameritarán tratamiento u hospitalización.

B) Ayudemos a que dispersión del virus se contenga lo más posible reduciendo la exposición.

C) Una dispersión lenta permitirá que casos graves se atiendan sin saturar el sistema de salud.

Soporte social

Estamos ante una coyuntura que nos permitirá asomar y dar lo que somos. Pero hay actitudes (acaparar insumos, por ejemplo) que pueden ser contradictorias ¿De qué sirve apertrecharme si los demás enferman? Somos y nos salvaremos como comunidad.

En la medida que comprendamos mejor el desenvolvimiento del #covid19 en el organismo, los por qués de las medidas de #prevención, y la utilidad de #informarnos correctamente, podremos disipar el miedo, la ansiedad, y sobre todo: REACCIONAR MEJOR cuando nos toque a la puerta.

No soy doctor ni epidemiólogo; soy psicólogo, trabajo en internet y me gusta informarme. Además, he sobrevivido a dos neumonías fortísimas. Albergo mi cuota de miedo, sí, pero también de esperanza en que actuando solidariamente amortiguemos el impacto del #covid19 en México.


Adjunto a modo de apéndice 3 materiales que me parecen muy enriquecedores:

La mas que espléndida explicación y recomendaciones sobre el covid19 del doctor inmunólogo argentino Alfredo Miroli, vale la pena cada minuto:

Hábitos de limpieza al llegar a casa:

Protocolo de convivencia para cuando uno de los miembros del hogar tenga el contagio:

Crecer

Hay un día en la vida, tan impactante que quizá por eso ni lo recordamos, en el que comenzamos a crecer. Ese en el que nuestro compañero o compañera de juego, nuestro cómplice y aliado en volver el transcurrir del día toda una aventura, nos abandona por algunas horas porque empieza a ir a la escuela. De repente esas mañanas que eran de juegos e imaginaciones compartidas se vuelven monólogos larguísimos donde no sabemos existir y del que nadie nos previno. Y así de la nada, esa mañana que jamás recordaremos nos comenzamos a tutear con la pérdida, sin sospechar que se volverá compañera por el resto de vida, a veces más o a veces menos presente, pero testiga siempre de lo que vayamos haciendo por este mundo.

Borrar

Y una tarde de domingo abres tu laptop, el navegador, te diriges al Chrome. Abres Drive, vas a la carpeta que tiene varios años guardando una colección de fotos que pasas a ver muy de vez en cuanto pero que te gusta tener porque te recuerdan ese mes que sentiste feliz con el cariño de esa mujer tan bonita, tan inteligente, tan sabrosa. Que te movió el tapete al darte su tiempo, su atención, su intimidad sin importarle no conocerte del todo, bastándole lo que vio de sinceridad —también de tristeza— en el brillo de tus ojos.

Sigue leyendo Borrar

20 años: -13

En enero del 2001, a dos meses de haber salido del trance hospitalario en el que estuve desde el 9 de agosto hasta el 2 de noviembre previos, recibí como regalo de Reyes Magos la asignación del Padre Jaime Reyes Retana a la Parroquia de María Auxiliadora, en mi natal Guadaluoe, para cumplir entre sus actividades pastorales lo que llamaré sin eufemismo: mi cuidado.

Sigue leyendo 20 años: -13

20 años: -14

Ayer, tomando las pertinentes medidas, tuve la gracia de compartir un mensaje de despedida y consuelo a la familia cercana a mi prima mayor, por el fallecimiento de su suegro.

A modo de contexto, desde allá por el ’98 que falleció mi abuela, me ha sido encomendado de ambos lados de la familia ser el Palabrero no oficial en ocasiones como ésta, lo que hago con gusto y la responsabilidad de acercar un pensamiento de serenidad y gozo en medio del dolor y la tristeza.

Esta cápsula del tiempo quiero dedicarla a «mis muertos» en lo que va del siglo, que a decir verdad, han sido pocos. Entre la familia nuclear cuento a mi abuelo Juan, a su hija, mi tía Lupe, a mis tíos Chema y Licha, hermanos de mi madre, a mi prima Santa Cecilia, hija de Licha.

También han fallecido amistades y personas significativas en mi vida, sin ir tan lejos el Padre Evaristo recientemente; hace ya algunos años don José, papá de mi amigo Pepe; mi amigahermana Nora, que desde que me conoció me tuvo un cariño muy cálido y fue doloroso enterarme de su fallecimiento a tiempo después de haber sucedido.

Seguro en años venideros seguirá creciendo la lista porque se nos viene La Vejez© a la camada a la que pertenezco. Y -nunca estorbará- agradezco haberme escapado hace 20 años de ingresar a la que tal vez en algún lugar y momento hubiera escrito alguien más.

Consummātum Est – 6/VIII/20

20 años: -15

Hoy tuve un día de los que se consideran «buenos». Siempre quedarán cosas en el tintero en el monumental andamiaje que construimos para darle sentido al día-a-día, pero las que se suscitaron lo vuelven valioso, como la plática con una amiga que me compartió una magnífica y luminosa noticia; y la charla de mentoría que tuve con Mauricio Canseco sobre el proyecto de innovación social que estoy desarrollando con Síkuli-Unboxed (de cuyos apuntes tomo la foto siguiente).

Sigue leyendo 20 años: -15